Medicina preventiva

cinco Consejos para prevenir el dolor de rodilla

El dolor de rodilla puede verdaderamente reducir la velocidad, si andas, corres, vas en  bici o bien efectúas otras actividades físicas que requieren la  flexión repetitiva de rodilla; para prevenir el dolor y las lesiones, puedes tomar en consideración los siguientes consejos:

– Emplea calzado adecuado, si estás caminando o bien corriendo; asiste a una tienda especializada, para adquirir un par de zapatos, que den un buen apoyo, para practicar cualquier actividad deportiva. Además de esto unas buenas zapatillas deportivas dan el nivel conveniente de amortiguación,  para resguardar las rodillas de las lesiones. Si padeces de pies planos, debes preguntar a un podólogo para adquirir calzado correctivo, puesto que los pies planos son una de las primordiales causas de dolor de rodilla.

– Pasea o bien corre fuera del hormigón, pues no absorbe la tensión de impacto de tu pie al caer y de esta manera evitarás daños en la rodilla, lo mejor es pasear o bien correr en tierra o bien yerba o bien en pistas de atletismo profesional.

– Aumenta  la intensidad del adiestramiento de manera lenta, a razón de un diez por ciento cada semana y en lo referente a la complejidad del terreno, añade asimismo el diez por ciento . Los calentamientos ya antes de los entrenamientos lubrifica las articulaciones y prepara los músculos para el ejercicio; de 5 a diez minutos de ejercicio ligero, como pasear a caminar a  paso ligero, habría de ser suficiente para entrar en calor para el ejercicio.

– Robustecer las rodillas con ejercicios de tonificación; agregar ejercicios de tonificación para robustecer los músculos de la parte inferior del cuerpo que aguantan tus rodillas. Ponerse de cuclillas, hacer flexiones de isquiotibiales y alzamiento de piernas son geniales formas de robustecer los músculos de las piernas; como nadar y pasear, que asimismo son grandes formas de edificar fuerza en los cuádriceps, glúteos, isquiotibiales y pantorrillas.

– Estira  los músculos ya antes y tras los adiestramientos, en tanto que el estiramiento aumenta la elasticidad muscular para eludir lesiones; los músculos tensos pueden ocasionar un desequilibrio en las piernas y podrían sacar la rótula fuera de sitio y ocasionar dolor de rodilla.

Fuente Imagen ThinkStock.