Piel

Rexona Maximun Protection: de qué forma resguardar tu piel

Os aconsejamos aplicarlo sobre la piel limpia y seca, así sea por la mañana o bien tras bañarte o bien, aun, ya antes de dormir, pues según lo que parece, múltiples estudios confirman que las glándulas sudoríparas adoptan una actitud más pasiva a lo largo de la noche y,  por consiguiente,  nuestro cuerpo es más receptivo a aprovechar al límite los efectos de Rexona Maximum Protection. En lo que se refiere a las dosis, lo recomendable sería entre 2 y 3 clics a fin de que la crema de Rexona llegue a cubrir toda la axila.

Con estos productos volverás a recobrar la confianza en ti y eludir esas situaciones incómodas provocadas por el exceso de sudoración y el mal fragancia. ¿Te animas a probar la nueva gama de productos Rexona?, ¡¡seguro que os chifla!!

Post Patrocinado